La vivienda nueva mantiene precios pese a la fuerza de la demanda

0

Fuente: La Vanguardia

La vivienda nueva ha sido una de las grandes estrellas del mercado inmobiliario tras el impacto de la covid.

Su demanda ha subido un 18% entre junio del 2020 y junio del 2021 según los datos publicados por el Instituto Nacional de Estadísticas (INE), pero en contra de lo que pudiera pensarse aplicando la lógica tradicional de este mercado, ese incremento de la demanda no se ha traducido en un incremento de precios.

Según el último informe de Sociedad de Tasación, el precio medio de la vivienda nueva se mantiene en 2.482 euros por metro cuadrado a nivel nacional, lo que supone una leve variación anual del 0,4% y semestral del 0,2%. El mayor incremento se ha registrado en Baleares, donde los precios han crecido un 1,1%, y es la única comunidad autónoma donde el crecimiento ha superado el 1%. En el extremo contrario está Murcia, donde los precios de la vivienda nueva han llegado a ser un 0,2% inferiores a los del mismo periodo del año anterior. “Esta es una situación excepcional, que solo se da en España. En otros países estamos viendo una auténtica voracidad, con subidas de precios de hasta el 14% en Estados Unidos, por ejemplo”, advirtió el consejero delegado de Sociedad de Tasación, Juan Fernández-Aceytuno, durante la presentación de la última edición de su informe de tendencias del sector inmobiliario sobre vivienda nueva.

Este desigual comportamiento se debe, según Fernández-Aceytuno, a que “España está dando una lección de sensatez porque estamos vacunados ante lo que pasó en el 2008 y nadie quiere volver a aquello. Además, nadie acaba de creerse la recuperación, por lo que se está imponiendo la prudencia”, aseguró al recordar que la tendencia optimista que marca ahora un gran número de indicadores macro y micro debe ser mirada con esa prudencia porque la economía tiene pendiente de digerir el impacto que tendrá en las empresas y en las familias la finalización de los ERTE y el vencimiento de los créditos del ICO. Y aunque la llegada de los fondos europeos puede paliar los posibles efectos negativos, “nada está claro todavía”, reconocía el directivo.

A esa estabilidad de precios también contribuye la ausencia de inversores con ánimo especulador. “La demanda es de reposición, de familias con una vivienda en propiedad que quieren más metros, terrazas, zonas verdes. No compran ni inversores para especular ni para alquilar”, aseguró.

Aun así, el precio de la vivienda nueva está en los niveles más altos desde el 2010.

Por comunidades autónomas, Catalunya sigue registrando los precios más altos, con 3.992 euros por metro cuadrado. Le sigue de cerca Madrid, donde el precio medio alcanza los 3.682 euros por metro cuadrado, y a continuación el País Vasco, con 2.762 euros por metro cuadrado.

En el lado opuesto, Extremadura –con 1.209 euros por metro cuadrado– es la comunidad en la que adquirir una vivienda nueva es más asequible, seguida de Murcia y Castilla-La Mancha, con 1.265 y 1.444 euros por metro cuadrado respectivamente.

Autora: Pilar Bláquez

Comparteix:

Envia·ns un comentari