Los precios de la vivienda en costa suben por tercer año y ya superan a los del boom

0

Fuente: Expansión

En la casi mayoría de los municipios costeros (78%) analizados por Tinsa, el precio de los inmuebles se encarece en el último año. Baiona, con un alza del 24,4%; Mataró y Antigua, con más del 23% lideran el crecimiento.

Mayor recuperación y en más zonas. Ésta es la radiografía del mercado de la vivienda en la costa española donde, según los datos recogidos por la tasadora Tinsa, el precio de los pisos aumentó en el primer trimestre de 2019 en un 79% de los 159 principales municipios del litoral e islas españolas.

“Durante el último año, ha proseguido el buen ritmo en la actividad de los mercados residenciales costeros, haciéndose extensible la mejoría, así como incrementos adicionales de precio”, explica Rafael Gil, director del Servicio de Estudios de Tinsa.

Esta subida internanual durante el primer trimestre de 2019 se suma a las alzas registradas en 2017 y 2018. “Por tercer año consecutivo, la actividad del sector inmobiliario en las costas españolas sigue creciendo, animada por un contexto que cada vez se muestra más optimista”, señalan en Tinsa.

La subida de precios experimentada por la vivienda costera se explica por el aumento de la demanda nacional, que se suma al interés del comprador internacional que, incluso durante los años de recesión, siguieron apostando por este mercado.

El efecto del comprador español ha provocado un incremento en las ubicaciones donde la vivienda experimenta mayor subidas, que suponen ya el 30% del total, frente al 25% de un año antes. Por ubicaciones, la costa catalana, con Badalona, Lloret de Mar y Tossa del Mar, entre otras localidades, lidera estos crecimientos, junto a las islas de Mallorca e Ibiza. Por ejemplo, en Mataró (Barcelona), los precios registraron en el primer trimestre de 2019 una subida del 23,3%, según los datos de Tinsa, mientras que en Ibiza, el valor medio del metro cuadrado supera ya a los máximos alcanzados en el anterior boom. Así, el valor medio en el muncipio balear se sitúa en 3.455 euros el metro cuadrado, frente a los 3.080 euros alcanzados en el tercer trimestre de 2007.

“Ampliando el foco al conjunto de la isla, el valor medio actual en Ibiza y Formentera supera en un 15% al anterior máximo registrado a comienzos de 2008“, subrayan desde la tasadora.

En la localidad tinerfeña de Adeje, los precios de la vivienda también superan a los máximos registrados durante el anterior boom. Concretamente, en la actualidad son un 3,8% más que el récord alcanzado en el tercer trimestre de 2007.

Subidas de precios del 20%

Lo ocurrido en Badalona no es un fenónemo aislado. Según la estadística de precios de Tinsa, el mayor alza de precios se produjo en Baiona (Pontevedra), donde la vivienda (nueva y usada) experimentó un incremento del 24,4% en 2019, al igual que en Antigua (Fuerteventura), donde subieron los precios de media un 23,2% en el último año, mientras que en Ciutadella de Menorca, la subida experimentada es del 19,4%. En las tinerfeñas Granadilla de Abona y Adefe, así como en la localidad malagueña de Casares, la vivienda experimentó una subida de precios del 19,4%, 18,3% y 17,6% respectivamente.

Si un tercio de las ubicaciones costeras registran precios en “claro ascenso”, las zonas en vías de recuperación han pasado de ser el 46% al 51%, mientras que las localidades donde aún hay ajuste, pasan el 6% al 5%.

“Otros 42 municipios, localizados principalmente en las islas, Comunidad Valenciana y las provincias de Málaga y Barcelona, muestran incrementos de precio superiores al 10%”, señalan en Tinsa.

San Sebastián, Barcelona e Ibiza son las ubicaciones en costa con los precios medios de vivienda más elevados, con 3.427, 3.389 y 3.353 euros por metro cuadrado de media. En Sitges y Casteldefells, los precios también se sitúan por encima de los 3.000 euros el metro cuadrado. Valores que se disparan si la vivienda es unifamiliar, llegando a alcanzar los 20.000 euros el metro cuadrado en los enclaves más exclusivos de Ibiza y en torno a los 11.000 en zonas de la Costa Brava.

Del lado contrario figuran, ubicaciones como Almazora y Borriana, donde el precio medio no supera los 800 euros el metro cuadrado. En varias ubicaciones de la provincia de Castellón, los precios se encuentran aún muy lejos de los máximos registrados. Éste es el caso de Benicarló, donde se registra un descenso del 58,8% en la última década; o más de 55% en Oropesa del Mar y Almazora.

Comparteix:

Envia·ns un comentari